AFC II
Días de luto

El segundo álbum de AFC se concibió en la tercera planta de la casa de Figueres, en este caso con Pedro Aparicio y Falcioni. Por aquellos momentos ambos habían sufrido la pérdida de un ser muy importante en sus vidas, y eso quedó reflejado en el ambiente basal de la sesión.

Mi primer encuentro musical con Falcioni, que deslumbró con su formato vocal inesperado e hipnotizante. Desde entonces su figura no ha hecho más que dispararse hacia un horizonte muy elevado, para el disfrute de todos. A pesar de la opinión que Aparicio tiene de sí mismo, su aportación es invalorable; cargado de influencias y buenas ideas, la manipulación estreno del Moog fué todo un éxito.

MicroKorg, guitarra y caja de ritmos hicieron el resto. Personalmente, guardo este álbum a la derecha de mi corazón.